Noticias

[03/03/2017] Mercado NBA
Movimientos post mercado: Despidos y fichajes
Por Demian Belmonte @ultimatenba | @Demian_Belmonte

La última semana de febrero se caracteriza por ser la semana en la que, tras el cierre de mercado NBA, muchos jugadores veteranos y no tan veteranos, se quedan fuera de juego en sus franquicias al no encajar en la nueva realidad del equipo. Franquicias que empiezan con unas aspiraciones la temporada y ven como cambian a lo largo de los meses, modificando su planificación y haciendo que jugadores que tenían una utilidad, dejen de tenerla. Es el caso habitual de veteranos con contrato que empiezan a sobrar en sus equipos pero que no consiguen entrar en un traspaso.

El 1 de marzo terminó el plazo para que los jugadores despedidos puedan fichar de nuevo por equipos y aspirar a los playoff. Posteriormente a esa fecha, todo jugador despedido podrá fichar por otro equipo, pero no jugar playoff. La norma está pensada para evitar arreglos de última hora durante el mes de abril.

Así pues, vamos a hacer recuento de los jugadores cortados desde el día 23 de febrero hasta el 1 de marzo.

Deron Williams: El veterano base de 32 años sigue siendo un jugador útil aunque le cueste mantenerse sano. Demostró cierta fortaleza mental cuando por su paso por los Nets y su bajón anímico y de actitud lo dejó cerca de salir de la liga. Salió de los Jazz como jugador estrella de la liga en 2011 y tras cuatro años en los Nets donde fueron a menos en un proyecto tan agresivo como descocado, fue despedido con 2 años por delante de contrato y unos % muy malos para un titular de la liga. Los Mavs le ofrecieron un contrato de un año con opción del jugador a otro, pagándole 5 millones pero la oportunidad de demostrar su nivel. Williams se reivindicó y al año siguiente se arriesgó a salirse de su contrato el verano pasado para luchar por uno nuevo. Su caché había bajado como para que alguien apostase a largo plazo por él pero sí estaban dispuestos a pagar por un contrato corto. Los Mavs lo terminaron renovando por 9 millones para ser el base titular en un proyecto corto en el que se mezcla veteranía y juventud. Mientras Dirk Nowitzki dure, seguirán a por todas aunque vayan probando jóvenes de cara al futuro que les espera una vez se retire el jugador alemán.

Los problemas físicos del jugador han evitado consistencia y el equipo ha tenido que ir buscando recursos para salir de los problemas que se iba encontrando. Aunque Deron fuera un jugador útil, no era fundamental para la marcha del equipo. La explosión de Seth Curry (el hermanísimo) y la aparición de bases D-Leaguers como Pierre Jackson o Yogi Ferrell, unida a la mejora de la consistencia de Wesley Matthews, han hecho que el equipo recuperase sus aspiraciones por los playoff cuando ya se les empezaba a dar por deshauciados. Siguen sin ser de playoff, pero al menos ya tienen objetivos claros por los que luchar. Eso ha supuesto una apuesta por Yogi Ferrell (el pobre Pierre Jackson siempre se lesiona justo cuando alguien apuesta por él), que acaba de recibir un contrato multianual por el mínimo salarial y ha sido nombrado rookie del mes de febrero en la Conferencia Oeste.

Por ello, durante el mercado intentaron meter a Deron Williams en un traspaso. Al no conseguirlo, acordaron una desvinculación, con un destino muy claro: Cleveland Cavaliers.

Los Cavs llevaban muchas semanas clamando por un base suplente para Kyrie Irving con suficiente veteranía y tiro como para tomar las riendas de la dirección en situaciones difíciles. Deron Williams cumple las condiciones por lo que desde el día 27 forma parte del equipo que pretende revalidar el título de campeón.

Lo que está claro es que Deron va a probar las mieles de la suplencia por primera vez en su carrera y tiene un nuevo reto por delante el próximo verano: luchar por demostrar que aún puede ser un base titular de la liga o asumir su nueva condición de veterano de lujo.

 

No es el único movimiento de Cleveland Cavaliers. También relacionado con Dallas Mavericks, otro de los movimientos de descarte de veteranos ha sido el del pívot Andrew Bogut. Su calidad está fuera de toda duda pero su capacidad para jugar muchos minutos es muy limitada. Por ello, se ha convertido en un perfecto jugador de 10-15 minutos en equipos aspirantes. Y eso, en Dallas, no tenía ya ningún sentido. Al ser incluido en el traspaso anteriormente mencionado en el que Deron Williams no pudo entrar, para que llegase Nerlens Noel, el jugador australiano no pintaba nada en los Sixers, por lo que arregló su desvinculación y fue cortado el día 27. Tras dejar pasar las 72 horas correspondientes, los Cavs lo han firmado por el mínimo salarial el día 2 de marzo.

Con esto, los Cavs se refuerzan mejorando la 2ª unidad con Williams y Bogut, pensando claramente en los playoff.

Para poder fichar a Bogut, han tenido que cortar a Jordan McRae, un escolta anotador que ha brillado en la D-League y en ligas de verano, pero en un equipo campeón no termina de tener el estatus y la confianza suficiente cuando los playoff se acercan y la necesidad de refuerzos aprieta. Tendrá otra oportunidad el próximo verano. También puede ser repescado antes por algún equipo en reconstrucción.

 

Siguiente corte, éste más inesperado, fue el de Brandon Jennings en New York Knicks. Todo el mundo hablando de Phil Jackson y su proyecto, la posible salida de Carmelo Anthony que ya no será hasta al menos el próximo verano, que si Derrick Rose no encaja y estuvieron a punto de traspasarle a Minnesota a cambio de Ricky Rubio, por su afinidad con Tom Thibodeau desde los tiempos de Chicago... pero nada de eso ocurrió, los Knicks no se movieron absolutamente nada en el mercado y tomaron una decisión pocos días después del cierre: Cortar al base suplente.

Un base suplente que de suplente no tiene nada. Brandon Jennings es un jugador de 27 años que ha tenido un estatus de titular en la liga hasta que en 2015 se rompió el tendón de aquiles. Tras reponerse y volver al juego la temporada pasada, aceptó ser suplente de Rose esta temporada como trampolín para reivindicarse en la liga. Como Rose ha tenido períodos de ausencia, Jennings ha podido lucirse en determinados momentos.

Si hubieran traspasado a Rose, hubiera tenido que pelear con Ricky Rubio, e incluso hubieran podido jugar juntos en estos tiempos de guards pequeños, complementando la defensa de uno con el nivel anotador del otro. Pero no ha ocurrido. Y los Knicks dejaron de ser un equipo en el que lucirse para pasar a ser un suplente en un equipo caótico que aparentemente lucha por playoff.

Pues desvinculación y a buscarse la vida. Su buen hacer llamó la atención lo suficiente y Washington Wizards, uno de los mejores equipos de este año en la Conferencia Este, necesitaba mejoras en la 2ª unidad para pelear por pasar rondas en playoff. Tras haber conseguido un alero anotador en Bojan Bogdanovic, los Wizards, en ese movimiento, consiguieron hacer hueco salarial suficiente para poder luchar por ofrecer dinero a algún agente libre de postín. Y éste ha sido Brandon Jennings. Lo han fichado por 1'2 millones de dólares, nada de 350 mil como Williams o Bogut u otros veteranos que cobran por el mínimo según lo que queda de temporada. A Jennings le han dado casi el equivalente a su sueldo anual de 5 millones, pero descontando lo que le quedaba por cobrar este año.

De esta manera, los Wizards, que tienen un potente quinteto como Wall-Beal-Porter-Morris-Gortat, pasan a tener una 2ª línea con Jennings-Satoransky-Bogdanovic-Jason Smith-Mahinmi, con la que intentar no perder competitividad. Para hacer hueco a Jennings, han tenido que cortar al joven Danuel House.

 

Pasamos a Terrence Jones. Un joven jugador, ala-pívot, con potencial anotador, que no termina de encontrar hueco en las franquicias pero todas le ofrecen uso temporal. 25 años, 4 años en Houston donde llegó a coquetear dos años con la titularidad y números llamativos para ser abandonado cuando tocaba renovarlo renunciando incluso a los derechos sobre el jugador. Entró el verano pasado en el mercado con ese "desprestigio" de no ser un jugador suficientemente interesante como para ser protegido como si fuera un mensaje lanzado al mercado de "mercancía sospechosa".

Encontró acomodo en los Pelicans con un contrato mínimo pero la posibilidad de jugar minutos y reivindicarse al lado de Anthony Davis. Lo consiguió aceptablemente. En 51 partidos, fue 12 veces titular y reeditó sus mejores años en Houston aunque con un porcentaje un poco peor. Pero llegó el gran traspaso de los Pelicans, y lo dejaron fuera de juego. Cousins iba a ocupar los minutos de Jones y Jones tuvo que ser sacrificado, no por su utilidad como suplente, sino por el hecho de haber dejado despoblado el perímetro con el traspaso y hacían falta otros fichajes.

Así que Jones fue cortado para hacer hueco para fichar, con un contrato de 10 días, a Hollis Thompson, exSixer, al que han puesto de titular inmediatamente. Y otro fichaje más de 10 días para un veterano que viene de recuperarse de una grave lesión: Jarrett Jack. Se lesionó en una de sus mejores temporadas como profesional en los Nets y se ha pasado un año en blanco. Ahora, ya sano, busca encontrar hueco (actualización, se acaba de dañar el menisco de una rodilla así que otra vez de baja para más de un mes, mala suerte para él). Un tercer fichaje de 10 días está en la figura de Reggie Williams, que se encontró con la lesión en la mano del recién llegado Omri Casspi, que lo tendrá fuera muchas semanas, así que el jugador israelí fue despedido tras sólo un partido para darle una oportunidad al anotador Williams, de 30 años y con un bagaje NBA largo en lo que se refiere a contratos temporales.

Volviendo a Jones, ya el día 23, al explicar este movimiento, aventuramos el futuro de Terrence Jones, y parece que acertamos de pleno.

Tras una semana sin equipo esperando ofertas, el día 2 se filtró que Terrence Jones había llegado a un acuerdo con Milwaukee Bucks. Todavía no está firmado porque hay que cortar a alguien para hacer hueco y actualmente hay un contrato de 10 días recién firmado ocupando el 15º puesto en plantilla, en la persona de Axel Toupane. Tras la grave lesión de Jabari Parker y la posterior de Michael Beasley, los Bucks se han encontrado con la necesidad de encontrar un ala-pívot ágil con capacidad anotadora y Terrence Jones encarna esta posición, por lo que en breve firmará un contrato hasta final de temporada con ellos, en un escaparate estupendo para mostrarse de cara al futuro mercado.

 

Más cortes. Pasamos a Marcelo Huertas, cuyo paso por la NBA ha sido poco productivo. Sus detellos de calidad en los Lakers el año pasado y su prestigio fueron suficientes para obtener un contrato este año por encima del mínimo salarial, pero no le han dado siquiera un rol de 2º base con posibilidad de mostrarse como sí consiguió en su momento el recién retirado Pablo Prigioni. Con el cambio de circunstancias en los Lakers, terminó siendo traspasado a Houston en un movimiento de ahorro económico para ser cortado inmediatamente. Su futuro está en el aire y no parece que la NBA le vaya a dar un hueco. Europa le espera con los brazos abiertos pero nada se sabe todavía.

 

Otros dos cortes menores llegaron de la mano de Phoenix Suns al recibir en traspasos a Jared Sullinger y Mike Scott para cortarlos inmediatamente. Eran movimientos de tipo económico y no querían a los jugadores. Sullinger es un joven de gran potencial pero está en el mismo caso que Terrence Jones. Cuatro años en Boston con minutos para luego ser descartado en el nuevo proyecto y no ser protegido. Misma situación de mercancía sospechosa. Los Raptors le dieron un contrato de un año para demostrar y lo han terminado metiendo en un traspaso por PJ Tucker, un reputado alero veterano. Los Raptors habían recibido anteriormente a Serge Ibaka, con lo que los minutos de Sullinger quedaban reducidos. La franquicia canadiense apostó por los refuerzos de Ibaka-Tucker de cara a la lucha para los playoff que mantiene en la Conferencia Este. Por poner en contexto la situación: tras este movimiento de los 4º del Este, los Wizards, 3ºs han incorporado a Jennings-Bogdanovic, y los Cavs, 1ºs, han añadido a Williams-Bogut. A eso se le llama reaccionar ante las circunstancias.

Una reacción que Boston Celtics, 2º, no ha tenido. Negoció y negoció un gran movimiento ya que dispone de la 1º ronda de los Nets, colista de la liga. Vender la posibilidad de ganar un nº 1 del draft generó expectación pero nada se cerró. Los rumores de los últimos días hablan de una posible repesca de Jared Sullinger al equipo que lo descartó.

Sullinger fue realmente descartado por la necesidad de tener el mayor margen salarial posible para la llegada de Al Horford como gran fichaje de la temporada. Ahora que ya está y todo el proyecto en funcionamiento, Sullinger podría tener una 2ª oportunidad luchando por minutos con Amir Johnson y Jonas Jerebko. Sullinger tiene un potencial anotador que Johnson y Jerebko no tienen.

 

Un corte especial. Luis Scola. El veterano ala-pívot de 36 años fue cortado por Brooklyn Nets ya que no tenía ya sentido su estancia en la franquicia, cuando fue fichado con la esperanza de aportar veteranía en un equipo del que se esperaba más, pero al que las lesiones de sus dos bases y otras vicisitudes obligó a un montón de movimientos menores de pruebas que no se tradujeron en victorias. El proyecto sigue siendo interesante, hay equipo, hay conjunción, pero falta potencia de fuego. Tras el cierre de mercado y los movimientos realizados para seguir probando jugadores jóvenes, Scola debía quedar libre para aportar donde lo necesiten.

Ahora se encuentra a la espera de ello, sin prisa pero sin pausa. Su agente, Claudio Villanueva, ya ha dejado caer que varios equipos de Euroliga han preguntado por él. El jugador quiere seguir en activo y ser competitivo pero se va a tomar un tiempo para sopesar opciones. Tomar una decisión rápida podría hacerle dejar pasar alguna posibilidad NBA que pueda abrirse en cualquier momento.

 

Por último, y no menos importante, el extraño capítulo con José Manuel Calderón y Matt Barnes. Calderón, confinado a ser mentor junto con Huertas en los Lakers, no entró en ningún traspaso, por lo que, ante el interés de Golden State Warriors de reforzar el puesto de base con un jugador ordenado y con buen tiro exterior, arregló una desvinculación con los Lakers perdonando dinero para que le dejaran marchar, ya que en los Lakers estaban contentos con él, aunque supieran que deportivamente no le satisfacía la situación. Los Warriors habían estado probando al enérgico Briante Weber con contratos de 10 días pero, ante la posibilidad de fichar a Calderón, han preferido dejarlo marchar al expirar su 2º contrato de 10 días. Weber está probando ahora en los Hornets, como el ala-pívot Johnny O'Bryant.

A pesar de sus 35 años, Calderón ha dejado constancia varias veces que, si bien acepta suplencias y que ya no es un jugador titular de la liga, está en perfecta forma para continuar varios años, tener un rol de 2º base y jugar minutos constantes, siendo titular sin problemas cuando sea necesario.

Los Warriors llegaron a un acuerdo con el jugador español por el mínimo salarial para lo que resta de temporada, unos 400 mil dólares, cantidad que sería la que descontase a los Lakers para ser cortado, y estaba a la espera de que pasase el tiempo obligado desde el corte para formalizar su fichaje por un equipo aspirante. Pero llegó la mala fortuna por partida doble en ese período. Marcin Gortat tiró a Zaza Pachulia en la lucha por un rebote en el partido entre los Warriors y los Wizards del martes 28 y el georgiano cayó a plomo sobre la rodilla estirada de Kevin Durant, que estaba detrás, hiperextendiéndola. Todas las alarmas se encendieron porque parecía muy grave. Fue grave y Durant estará varias semanas de baja pero parece que estará para playoff. Pero es el alero titular del equipo y eso no se sustituye así como así. Aunque esté Andre Iguodala detrás, es el único alero puro del equipo que quedaba, siendo el escolta rookie Patrick McCaw obligado a jugar de alero.

Por ello, los Warriors llamaron a Calderón y dieron marcha atrás al acuerdo pero respetándolo al mismo tiempo. Acordaron ficharlo y pagarle el sueldo que habían pactado para cortarlo inmediatamente después para hacer hueco a Matt Barnes.

Calderón recibe de los Warriors el dinero que había perdonado a los Lakers y se queda en disposición de fichar por otro equipo que lo necesite. (ACTUALIZACIÓN) El sábado se ha sabido que Atlanta Hawks ha rescatado el contrato recién cortado de Calderón y lo incorporará por el mismo sueldo hasta final de temporada. Podrá debutar el domingo contra Indiana. Dennis Schroder y Malcolm Delaney serán sus rivales por el puesto. Aunque parta como tercer base, seguramente termine teniendo opciones por la apertura táctica al tener experiencia y diferente perfil a los dos mencionados bases.
Calderón ocupará el puesto del recientemente cortado Lamar Patterson, que por motivos personales ha tenido que marcharse.

 

Matt Barnes, por su parte, ha sido el gran beneficiado de este infortunio. Cortado por los Kings para hacer hueco a los jugadores que llegaban a cambio de la salida de Cousins y Casspi, se encuentra con la posibilidad de ser el alero titular de un equipo con opciones de ser campeón. Barnes tiene un pasado brillante en los Warriors del We Believe y es una gran oportunidad para él. Ofrece defensa, tiro y energía a raudales ya que es un jugador de marcado carácter, hasta el punto de ser polémico por sus circunstancias extradeportivas, que le lastran su prestigio.

 

Tras este proceso de cortes y fichajes hasta el 1 de marzo, el mercado está inmerso en buscar jugadores donde predominan los contratos de 10 días y así seguirá hasta que la temporada regular termine. Algunos casos llamativos como los de los Pelicans ya los hemos relatado (todos los movimientos en transactions). La mayoría de los casos son jugadores jóvenes en equipos de reconstrucción o veteranos cubriendo lesiones temporales. Pero también es momento de repescar jugadores que se quedaron fuera de la NBA el verano pasado y probaron suerte en otras ligas como la China y ahora están disponibles una vez la temporada allí se va cerrando.

Es el caso de Norris Cole, de 28 años, que ha encontrado acomodo en Oklahoma City Thunder, para luchar por minutos como 2º base con Semaj Christon. Cole, que promedió un 10-3-3 el año pasado en los Pelicans en lo que fue su mejor temporada como profesional, se fue a la liga china, firmando 19 puntos y 4 asistencias por partido hasta diciembre, cuando se lesionó y abandonó la competición. Ya sano, se ha encontrado con esta oportunidad ya que los Thunder habían dejado vacante un puesto de base al enviar a Cameron Payne a Chicago.




Jugadores Noticia
Ficha de Andrew Bogut Andrew Bogut
Ficha de José Manuel Calderón José Manuel Calderón
Ficha de Deron Williams Deron Williams
Ficha de Matt Barnes Matt Barnes
Ficha de Luis Scola Luis Scola
Ficha de Brandon Jennings Brandon Jennings
Ficha de Terrence Jones Terrence Jones


Clasificación NBA