Artículos

[06/06/2009] WNBA
La WNBA, Marta Fernández y la crisis
Por Vicente Llamas @ultimatenba

Comienza otra temporada en la WNBA, con el aliciente para los aficionados españoles de la presencia de Marta Fernández en las Sparks.

Marta

La liga femenina norteamericana ha arrancado su pretemporada y, como siempre, trae novedades, en esta ocasión muy sintomáticas. Antes de nada hay que darse la enhorabuena por el regreso de nuestra Marta Fernández a LA, donde ya triunfó hace dos años, antes que Pau, al que fue a ver en su victoria definitiva frente a Denver.

Ha sido recibida efusivamente, ya que no en vano hizo una gran temporada rookie con las Sparks en un año donde hubo pocas alegrías al margen de ésta. Además, en su primer partido ha vuelto a dejar la impronta de jugadora entregada, participativa y acertada: ha sido la suplente que más ha jugado (más de 15 minutos, todos en la segunda mitad), la cuarta máxima anotadora (9 puntos incluyendo 1 de 1 en triples y 2 de 2 en libres), la segunda máxima asistente (3 asistencias), no ha cometido pérdidas de balón y su equipo ha vencido a las Sun de Connecticut. Felicidades por el debut en unas Sparks que han revolucionado su plantilla para ir decididamente a por su tercer título y en las que, por tanto, no se regalarán los minutos en cancha.

Crisis

Pero esta noticia agradable sirve de introducción para algunas consideraciones más serias; si se mira en el tablón de fichajes de la WNBA se observa que el fichaje de Marta Fernández es, de momento y oficialmente, exclusivamente para la pretemporada, del mismo modo que el de la internacional australiana Kristi Harrower. Sin debernos alarmar, porque Marta tiene su participación asegurada durante toda la temporada, y Harrower debería tenerla ya que sube muchos enteros el nivel de las bases del equipo, es un síntoma de precaución de las Sparks.

¿Precaución ante qué? Ante las consecuencias de la manida crisis económica, que ha provocado entre otras cosas la ya conocida desaparición de una de las franquicias históricas de la WNBA y la reducción obligatoria de los gastos del resto mediante el recorte de dos plazas de jugadoras en plantilla, quedando en 11; actualmente las Sparks tienen 14 jugadoras así que, aunque Candace Parker no ocupará su plaza hasta finales de Junio o principios de Julio por su reciente maternidad, tres de sus compañeras no serán parte del roster definitivo.

Otro síntoma de la difícil situación de la economía en Estados Unidos es que el partido mencionado de Marta y las Sparks es el único de toda la pretemporada, y eso que el debut de la temporada oficial será difícil y nada menos que frente  a las campeonas las Detroit Shock. Hace dos años se jugaron tres partidos de preparación y el año pasado también, y eso que la liga empezó el 17 de Mayo por el parón que iban a provocar los Juegos Olímpicos.

WNBA

¿Más datos interesantes? Pues que la WNBA será pionera en el baloncesto profesional norteamericano (es un buen “campo de prácticas” como vimos el año pasado probando las entrevistas a los entrenadores en televisión durante los primeros segundos de los cuartos, mala costumbre ya establecida en la NBA este año) en tener publicidad en la camiseta de uno de sus equipos, las Phoenix Mercury de Taurasi y Pondexter nada menos. Otros equipos, si pueden, se sumarán encantados a esta fuente de ingresos extra (¿las Dream lucirán el logo de Delta pronto? o ¿las Liberty se atreverán a llevar el de una marca polaca de bebidas?), prohibida hasta hace muy poco.




Jugadores Artículo