Artículos

[20/01/2009] Opinión
El Padre del Año se hunde
Por Paco Navas @ultimatenba

Dwyane Wade tenía una imagen de padre y marido modélico. Pero un modelo dentro de la cancha no tiene por qué serlo fuera.

Dwyane Wade, jugador de los Miami Heat, ha recibido una demanda de divorcio de su (futura ex) esposa Siovaughn en la que le acusa de haberle pegado una infección de transmisión sexual (ITS) que no especifica debido a su vida extramarital. Además añade que su hijo pequeño Zion apenas le conoce.

Me resulta interesante pero no sorprendente que sucedan estas cosas. De todos es conocida la doble moral que utilizamos todas las personas. Soy de la opinión de que ninguno somos unos santos pero tampocos unos demonios. Andamos, por suerte, la mayoría de nosotros en esa "tierra de nadie" que no te coloca en uno de estos extremos. El caso de Wade es especial por todo lo especial que rodea a un jugador NBA y, en mayor magnitud, a una superestrella de la Liga como es él. Si todos tenemos en ocasiones el miedo de que la gente se nos acerque por interés, elevad eso a la enésima potencia y tendréis la sensación que tuvo Wade en sus inicios tras firmar su contrato millonario.

Proveniente de una familia católica, la historia de Dwyane es digna de una docuserie tan de moda en el pais del Tio Sam. Su padre le abandonó a él y a su madre cuando era un niño y desde pequeño se crió bajo el amparo de su abuela, a quien considera su propia madre, quien le inculcó unos valores que le llevaron a base de esfuerzo a llegar a la NBA y a casarse con su novia de toda la vida (la citada Siovaughn), con la que ya tenía un hijo desde su época universitaria. El triunfo de Wade en las finales de 2006 supuso el culmen de un nuevo jugador que tomaba el relevo de parte de los valores de Michael Jordan, ante lo cual Stern se frotaba las manos. Con los acontecimientos de estos últimos días este proyecto de ciudadano modelo se cae. No entro a valorar si es cierto lo que dice cada una de las partes pero no puedo obviar que las informaciones lanzadas por su esposa le convierten en un modelo a seguir únicamente en la pista de juego y no en su vida personal.

Mi opinión es que Wade ha cometido muchos errores traducidos en excesos. Para muestra un botón:

  • Compró a su madre una iglesia por valor de 2 millones de dólares.
  • Su esposa le acusa de tener cuentas con miles de dólares a disposición de muchas personas autorizadas para sacar ese dinero cuando quieran.
  • Su megamansión es un tributo a la excentricidad y al narcisismo.
  • Añadámosle a esto todo lo que no sabemos (o no queremos saber).

En conclusión, Wade, que fue nombrado en 2007 Padre del Año en USA vive hoy sus peores días a nivel con los medios de comunicación que no hacen otra cosa que indagar en su vida personal. Ya sucedió algo similar cuando Jordan se separó de Juanita. Un signo de los tiempos. Interesarnos por la vida personal más que por la profesional.

Ya lo decía Pau Gasol tras su primera temporada NBA: "En un bar de Memphis se me acercó una chica que, por la diferencia de altura, parecía que me estaba haciendo una felación. Rápidamente me marché por miedo a una fotografía comprometedora".

Business is business y la imagen cuenta tanto que puede hundir al producto. Stern dixit.

 

Artículo extraído de la Revista de Psicología, Consulta y Ayuda on-line

 




Jugadores Artículo
Ficha de Dwyane Wade Dwyane Wade